Mizar: “La fabricación aditiva ya es una tecnología capaz de dar soluciones de alta exigencia en la industria”

1 marzo, 2018
Gorka Fernandez

 

Gorka Fernández, Director Técnico de Mizar Additive Manufacturing.

Mizar es una empresa especializada en el diseño y producción de todo tipo de componentes personalizados mediante tecnologías de fabricación aditiva. Ubicada en el Parque Tecnológico de Álava, forma parte del Grupo Alcor, y ha sido una de las startups seleccionadas en la segunda edición del programa Bind 4.0. En el marco de esta aceleradora, está impulsando un proyecto para introducir la fabricación aditiva en los procesos de la empresa Maier.

 

¿A qué se dedica Mizar Additive Manufacturing?

 

Mizar nace en 2014, cuando nos juntamos cuatro personas con el objetivo de crear una empresa enfocada a la industrialización de la fabricación 3D, dejando atrás la idea de prototipado ligada a la impresión 3D para llevarla a un nivel industrial. Estamos especializados en el desarrollo de aplicaciones y servicios en el sector aeroespacial, en la industria sanitaria y en ámbitos industriales de alto valor como la inyección, la automoción o las fundiciones.

 

Y dentro del mundo de la fabricación aditiva, ¿cuál consideráis que es vuestro valor diferencial?

 

Hoy en día hay un boom de la fabricación aditiva, y muchas empresas están interesadas porque es uno de los desarrollos tecnológicos de la revolución industrial 4.0. Nosotros les asesoramos, viendo dónde pueden aplicar estas tecnologías para mejorar su nicho de mercado, y también dónde no deben invertir esfuerzos porque no sacarán rendimiento. Dentro de la fabricación aditiva hay varias tecnologías y nosotros disponemos de cinco de ellas, abarcando un porcentaje muy alto. Nos valemos de nuestro parque de máquinas para asesorar al cliente en cuál de ellas es la más apropiada según sus necesidades.

 

Estáis participando en Bind 4.0 con un proyecto junto a la empresa de fabricación de piezas Maier, ¿en qué consiste?

 

Maier se caracteriza por fabricar piezas plásticas de alto valor estético, y con ellos estamos llevando a cabo este proceso de asesoramiento. Acudimos a las instalaciones de la empresa para detectar las aplicaciones que podían tener un alto porcentaje de mejora mediante la fabricación aditiva, asesorando a Maier sobre dónde se puede aplicar esta tecnología para obtener ventajas, y dónde no. El objetivo es siempre que el cliente, en este caso Maier, adquiera primero un conocimiento de la tecnología, para luego proponer soluciones efectivas a sus problemas.

 

¿En qué punto está el proyecto?

 

A partir de las necesidades de Maier, vimos en qué procesos se podía aplicar la fabricación aditiva y medimos el porcentaje de éxito. Hay algunas aplicaciones donde se ve claramente que habrá un beneficio grande, mientras que en otras no supone una ventaja, o incluso puede salir más caro en el balance de coste y efectividad. Detectar eso lo antes posible es importante para centrarnos en las aplicaciones que tengan mayor porcentaje de éxito. Ya hemos detectado varias, y el objetivo ahora es el desarrollo completo de dichas aplicaciones.

 

Desde Mizar estáis en pleno proceso de crecimiento, con nuevas incorporaciones y cambio de localización, ¿cuáles son vuestros principales retos?

 

Afrontamos 2018 con grandes previsiones, y nuestro primer reto es ser capaces de abordar un mercado que no existe y que vamos creando a nuestro paso. Hoy en día el trabajo de desarrollo y diseño está enfocado a otros procesos de fabricación más conocidos. Nosotros tratamos de abrir la mente sobre las posibilidades que tiene la fabricación aditiva en diferentes sectores de cara a que las empresas, en su búsqueda de soluciones, empiecen a pensar en la fabricación aditiva como un proceso de fabricación más. No todo se puede fabricar mediante fabricación 3D, pero es una tecnología que ha entrado en el juego. Nuestro reto es divulgar la fabricación aditiva y sus posibilidades dentro de la industria, sobre todo en las áreas donde estamos especializados, medicina, aeronáutica y empresas industriales de alto valor, arraigarla como tecnología seria y capaz de dar soluciones en distintos mercados de alta exigencia.

Artículos relacionados

También te puede interesar

Ver todo arrow