Gaiker y Walter Pack participan en un proyecto europeo que diseñará superficies táctiles para el sector del automóvil

15 marzo, 2016

Las pantallas e interfaces que funcionan como canal de comunicación entre el usuario y los dispositivos electrónicos han evolucionado desde los grandes cuadros de mando a las superficies táctiles, sin embargo todavía existen limitaciones. Por este motivo, el centro de investigación Gaiker-IK4 y la empresa vasca Walter Pack participan en un proyecto europeo que busca desarrollar nuevas superficies táctiles inteligentes para el sector de la automoción.

La iniciativa, denominada Happiness, desarrollará esas superficies mediante la tecnología TOLAE (Haptic Thin and Organic Large Area Electronic Technology), un sistema que hace posible integrar las prestaciones de la pantalla táctil con la fiabilidad de los teclados.

El proyecto tiene el objetivo de diseñar una superficie que aúne la estética y la experiencia sensorial de la superficie táctil con la denominada retroalimentación háptica, es decir la sensación de pulsar un botón que transmite la seguridad de que la orden ha sido recibida.

La iniciativa, financiada por el programa de impulso a la innovación de la Comisión Europea Horizonte 2020, reúne a representantes de todos los agentes que participan en la cadena de valor para aplicar esta tecnología en el mercado del automóvil.

En definitiva, la iniciativa ofrecerá una nueva tecnología de interfaz hombre-máquina mediante la integración de la detección táctil y las capacidades de retroalimentación disruptivas en un tablero de instrumentos del automóvil.

En el consorcio de esta iniciativa también participan la multinacional tecnológica alemana Bosch y la Universidad de Glasgow, entre otras empresas y entidades.

 

Presentación de GAIKER-IK4

[embed_blog_up_euskadi id=”1″]

 

Artículos relacionados

También te puede interesar

Ver todo arrow