El mercado europeo de cloud computing supondrá más de 44.000 millones de euros en 2020

jueves, 02 de julio de 2015

spri_tics_CloudComputingEuropa2020
Imagen de Digital Agenda for Europe.

La computación en la nube se ha extendido en el último lustro en forma de aplicaciones y servicios para el almacenamiento de datos, la gestión empresarial o los sistemas de seguridad, entre otros, y cada vez más empresas, desde grandes corporaciones hasta pymes o emprendedores que acaban de lanzar su proyecto, utilizan este tipo de soluciones TIC. Aún así, el mercado europeo de los servicios y aplicaciones en la nube está solo despegando, puesto que se espera que en 2020, su tamaño llegue a los 44’8 mil millones de euros, casi 5 veces más de lo que supuso en 2013, unos 9’5 mil millones.

Estos datos están extraídos del informe final SMART 2013/0043 – Uptake of Cloud in Europe, publicado en junio, y elaborado por la consultora IDC para la Comisión Europea. El estudio se ha realizado con el objetivo de extraer estimaciones cuantitativas de lo que supondrá el cloud computing para la economía de la UE-28 desde 2015 hasta 2020, y se enmarca en la estrategia del Mercado Único Digital que la Comisión Europea anunció en mayo de este año.

Aunque existe cierto nivel de incerteza en cuanto al crecimiento económico de los próximos años, los expertos que han realizado el informe sitúan como más probable un escenario donde el gasto en servicios cloud representará el 10’8% del presupuesto TIC total en la UE –en 2013 suponía menos del 3%-, y generará casi 1 millón de empleos.

Según el estudio, a finales de 2015 cerca de un 70% de las empresas contarán con al menos una solución basada en la nube, ya sean aplicaciones sencillas para la gestión del correo electrónico, o servicios más sofisticados como las soluciones CRM y el almacenamiento externo de datos. Una de las características de los servicios en la nube es que permite a pequeñas empresas acceder a aplicaciones que antes estaban fuera de su alcance, y es por eso que su adopción se está extendiendo entre grandes compañías y pymes sin grandes diferencias: un 76’6% de empresas  con más de 250 empleados, y un 63’7% de las pequeñas y medianas empresas contarán al menos con una solución cloud a finales de este año.

Otro de los datos a tener en cuenta es que el tipo de servicios varía considerablemente según el sector. Por ejemplo, en el ámbito financiero se utilizan sobre todo soluciones de seguridad, mientras que entre las compañías de distribución, priman las aplicaciones CRM. Eso significa, tal y como destaca el informe, que los sistemas en la nube “talla única” no funcionan, y es importante que los proveedores de servicios enfoquen sus productos en función de las necesidades de cada cliente.

Por último, el estudio recoge también el debate acerca de dónde se almacena la información en la nube y quien tiene acceso a esos datos, una cuestión que lógicamente preocupa a las compañías interesadas en estos servicios. La Comisión Europea está rescribiendo la Directiva centrada en la protección de datos para asegurar que se interpreta de la misma manera en toda la Unión Europea. A corto plazo, esto favorecerá a los proveedores europeos, aunque a largo plazo se espera que la industria se encargue de responder a las preocupaciones de seguridad, y a partir de ahí los clientes seleccionarán los proveedores de servicios cloud principalmente en función de la calidad y precio del servicio ofertado.

Artículos relacionados
También te puede interesar